El castigo

 

Partamos de la base de que una relación D/s está fundamentada en un conocimiento mutuo a través de numerosas conversaciones sin prisas en donde poco a poco se aclaran gustos, intereses, prácticas, límites, fantasías, deseos, etc. Si todo esto se da para cualquiera que no esté en el mundo del Bdsm puede parecer inexplicable el hecho de que haya una entrada acerca del castigo. Y es algo fundamental.

Si recurrimos al María Moliner, castigar se define como: infligir un daño a alguien que ha cometido un delito o falta, o que ha ofendido o causado algún daño a quien le castiga. Si lo llevamos al ámbito del Bdsm el sentido del castigo siempre es corregir una conducta antes hablada, una ofensa, o algún tipo de perjuicio como no asumir una orden dada, tomarse alguna libertad que no le corresponde, cualquier cosa que a la Ama le desagrade, en definitiva. Si partimos de la base que la conversación es lo primero y primordial, una vez explicadas y entendidas las razones por las que la Ama considera que son inadecuadas esas actuaciones por parte del sumiso, si no cambia el hábito, las formas o lo que le haya señalado la Ama este sabe que será castigado. Es más, si el sumiso no es castigado sabiendo y siendo consciente del error perderá rápidamente el respeto a la Ama y, con toda probabilidad, si decide seguir con Ella intentará dominar desde abajo. La Dominación desde abajo

Si el sumiso se da cuenta del error presentará una actitud que habitualmente es el sentimiento de pesar por haber defraudado a su Ama, que Ella haya depositado su confianza en él y este le haya fallado suele ser un motor de por sí poderoso para un cambio de actitud si la entrega hacia Ella es real. Si no se siente así son indicios de que algo no funciona bien en la relación.

El castigo elegido debe producir un rechazo, debe ser desagradable para él, pero nunca transgredir ninguno de sus límites. Esa es la naturaleza del castigo. La Ama debe ser mesurada pero a la vez intransigente ante comportamientos que Ella crea que han sido inadecuados. A veces este castigo es producto de una decisión tomada con rapidez si la afrenta debe corregirse en inmediato y en otros casos puede ser más meditado. Pero siempre la Ama debe controlar la situación y hacer sentir al sumiso ese control. Si la Ama no sabe qué respuesta dar lo mejor será que posponga el castigo antes que quedar Ella en evidencia. La Dominante debe dominarse primero a sí misma.

Es un error pasar una conducta no deseada por alto pero también lo es excederse en el castigo. Y siempre luego, tras este, se vuelve a conversar para saber cómo se siente el sumiso y lo adecuado de la intervención.

La sutileza y la complejidad de la Dominación estriba en darse cuenta del tipo de error, de si es un fallo aislado y no provocado a propósito o si en ese fallo no se ocultara algo más profundo que un mero error en sí. De ahí la importancia de valorar despacio si la conducta a corregir proceda de algo que distorsione o produzca un ruido al que haya que dedicar más análisis que un castigo aislado y pasajero. El castigar continuamente carece de sentido, habrá que pensar si el sumiso es el adecuado para esa Ama, del mismo modo que el sumiso deberá plantearse si los castigos recibidos son coherentes y lógicos para él.

No todo lo que se lee o se ve en las redes sociales o en los vídeos Femdom como castigo es tal por mucho que a nosotros nos pueda resultar desagradable o impactante. No es un castigo como tal infligir dolor a un masoquista, hacer trampling a un fetichista de pies, vestir de mujer a una Sissy. Eso no es un castigo en sí porque él siente placer ante ese tipo de prácticas. Si esto no se sabe el supuesto castigo pierde su naturaleza. Por eso la importancia de conocer muy bien al sumiso, sus filias y sus fobias. El castigo sólo puede producir un placer muy concreto: el saberse sometido y que la Ama es la que Domina, sin ningún género de dudas. Si existen dudas por parte del sumiso respecto a quién domina, la relación tiene los días contados.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s